Sintagma verbal

El sintagma verbal tiene un verbo como núcleo y su principal función es la de predicado.

1. El núcleo

 Es siempre un verbo: en forma simple, compuesta o no personal. Más dificultad para reconocer el núcleo verbal pueden presentar las perífrasis verbales y las locuciones verbales (se recomienda repasar estos temas) http://masterlengua.com/el-verbo-iv-perifrasis-verbales-y-locuciones/

 2. Modificador del sintagma verbal

Este es el elemento que en el SN se llama actualizador (determinantes y artículos); en el verbo se llama modificador o cuantificador y los principales son NO y , adverbios de negación y afirmación. Ejemplos:

  • No tengo tiempo
  • tengo tiempo

 

3. Complementos del sintagma verbal

Aquí hay todo un conjunto de diferentes complementos del verbo que suelen crearnos auténticos quebraderos de cabeza para su análisis. Si el nombre solo tiene un tipo de complemento: el complemento del nombre; el verbo, dependiendo de su naturaleza, no necesita tener ninguno o tiene unos cuantos. Nos ocuparemos de su estudio en el tema dedicado al predicado.

Por último, los complementos de un sintagma verbal pueden pertenecer a cualquiera de las categorías gramaticales siguientes:

  • Un sintagma nominal o pronominal: Juan tiene un perro; Juan es ese
  • Un sintagma adjetival: Juan es alto
  • Un sintagma preposicional: Juan es de Madrid
  • Un sintagma adverbial: Juan camina lentamente
  • Una oración o proposición subordinada: Juan quiere que le hagas caso

 

4. Funciones sintácticas

La función sintáctica del sintagma verbal es la de predicado. No hay otra. Puede que está función la desempeñe en la oración principal o en la subordinada, pero recuerda que el verbo es el “alma” de la oración. Sin verbo puede haber enunciado (secuencia de palabra o palabras con sentido completo), pero no oración.